+34 640 93 13 08
Horario
Mascotas

Find a Room

When you want to be our guest ?

Jara casi recuperada

Nuestra pequeña Jara sufrió un desgraciado accidente el 6 de octubre cuando quiso volar sin paracaídas y se desplomó en el asfalto. Tras las primeras radiografías, Jara presentaba dos fracturas, una en la cabeza del cúbito y otra en la cabeza del radio de la patita delantera izquierda. Muy mal presagio y unas fracturas difíciles de reparar si no es pasando por quirófano, y sin garantía de recuperar la movilidad de la articulación al 100%. Tras consultar con los traumatólogos de la Clínica Veterinaria ARS de Barcelona, nuestra veterinaria de ENEDOS de Sabadell procedió a inmovilizarle la patita como vemos en la foto de la izquierda y así estubo quince días. Tras los cuales procedimos a colocarle una férula ortopédica (Ortocanis) que se utiliza para estas facturas. Esperábamos que en la fractura se produjera un soldado natural, como es normal en las fracturas, pero tras otros quince días de llevar la Ortocanis, lo único que se apreciaban eran dos pequeños puntos disueltos de osificación muy débil. No había funcionado, y esta férula le provocaron unas pequeñas úlceras en la piel por el roce continuo, ya que Jara no dejó de moverse e intentar andar en todo este tiempo. Tras curarlas, dejamos al aire la patita y así fue recuperando tanto la piel como la movilidad. Tuvimos una primera visita el día 26 de noviembre en la clínica Ars con la traumatóloga, esta era para valorarla y programar la intervención si se daba el caso. Tras la misma y después de comprobar que Jara posaba la patita en el suelo sin problemas y caminaba con normalidad se decidió no realizar la operación. La dejaríamos tal y como está y si presenta cojera o dificultad para andar en un futuro o demuestra dolor, ya se decidirá que medidas tomar. En la actualidad tiene una movilidad muy favorable que le permite caminar y correr casi con toda normalidad, movilidad que perdería con la operación, pues se trata de fijar la articulación. La única secuela que se le observa es una pequeña desviación de la patita pero por lo demás ella hace vida casi normal. En un futuro, entre tres y seis años, es posible que le aparezca algún tipo de artrosis que se deberá tratar cuando aparezca y el recurso de la operación siempre será una salida para facilitarle una calidad de vida aceptable como tiene en la actualidad. El hecho de no tenerle que hacer pasar por quirófano, de momento, nos ha alegrado mucho y nos reconforta no tenerle que hacer pasar por esta etapa tan fastidiada como representa una intervención y la recuperación de la misma. Estamos muy contentos y esperamos que se recupere lo máximo posible y que las secuelas de estas fracturas no le perjudiquen en mucho, mucho tiempo. No obstante estaremos muy atentos a su evolución durante este tiempo y en el futuro.

¡Animo Jara, te queremos muchísimo!

Progreso

Jugando e investigando en el prado de paseo con sus hermanos en la actualidad

Jugando e investigando en el prado de paseo con sus hermanos en la actualidad

Agradecimientos

CLÍNICA VETERINARIA ENEDOS (Sabadell)

A: Nina Masot, Natalia Sanpera, Ariadna Lacalle y Josep

AniCura Ars Veterinaria Hospital Veterinari (Barcelona)

Rescate Animal Granada

  • Jara
  • Publicado por
La patita de Jara

La pequeña Jara ha sufrido un accidente esta mañana. Saltó por un muro del Parc Fluvial del Ripoll durante nuestro paseo matinal y al caer, cayó sobre su patita izquierda doblada, con tal mala suerte que se ha fisurado el cúbito y el radio. De momento le han inmovilizado la patita unos días a la espera de una cánula de su medida, que llevará unas 2-3 semanas. Luego volverán a hacerle unas radios para ver si han soldado los huesos y si no fuese así posiblemente haya que intervenirla. Espero que la cánula le solucione la fractura y no haya que operarla.
De momento reposo absoluto, que es difícil con ella y a esperar una pronta y fructífera recuperación.
Aún me estoy recuperando del tremendo susto y disgusto que nos hemos llevado esta mañana.

¡Mi pobre Jarita! Te quiero 💖

  • Jara
  • Publicado por
Primer mes de Jara en casa

El 24 de agosto de este año, llegó Jara a Barcelona. La recogí en Bellvitge sobre las 21 h. después de más de 11h de viaje desde Granada. Parecía tan frágil, tan pequeñita, tan asustada, tan débil que, abrió más si cabe mi pobre corazón. Subimos al coche si ningún problema para ella. Sus ojos me transmitían desconfianza, incertidumbre, pero tenían un brillo de esperanza. Esa esperanza que uno espera tras ir y venir de un lugar al que no te acabaste de acostumbrar a otro que es todo un misterio lleno de incerteza. Su cuerpo temblaba de temor y de incertidumbre. A saber, que pensaría la pobre en esos momentos. Mi alegría contrastaba con sus temores, con sus miedos y con el tremendo cambio que, de nuevo iba a padecer. Por mucho que uno hubiera querido, pasarían muchos días antes de conseguir que se deslucieran sus recuerdos tristes, dolorosos, negativos y se convenciera de que estaba en un mejor lugar, mejor compañía y en un hogar que, a priori sería su hogar y familia definitiva. Tantas dudas como las suyas, sumaba yo: ¿se adaptará a nosotros?, ¿hallará la felicidad?, ¿se acostumbrará a nuestras costumbres, su nuevo hogar, sus hermanitos, la dieta?…

Dudas, preocupación, incertidumbre…, pero cariño, esperanza y trabajo por parte de todos sería la respuesta a todas estas preguntas. Y tiempo, ese es el quid de la cuestión, darle todo el cariño del mundo, una vida estable, una dieta adecuada, un hogar apacible, rutina, paciencia y tiempo, todo el que necesite, cariño constante y confianza. Ser permisivo con sus malas costumbres, sus miedos y sus educación inadecuada por tanta incertidumbre, nerviosismo, miedos y desconfianza motivada por un pasado inestable. Tiempo, cuidados, constancia y cariño, eso es lo que había que darle y poco a poco, paso a paso resurgiría de ese corazoncito tan dañado, la felicidad, la confianza y la fe en una vida mejor. Fueron duros los primeros días, las primeras semanas, su inapetencia, solo comía lo que le daba con la mano, no admitía el pienso, solo latitas y carne picada. Por fin acabaron sus vacaciones los veterinarios del centro donde llevo a mis pequeños. La primera visita fue muy esperanzadora. Su peso era el ideal, la dieta que yo pretendía darle (la misma que a Dobby y Santiago), era la idónea para ella, la analítica que nos habían mandado de Rescate Animal Granada, a los cuales agradezco todas sus gestiones en el tema de adopción, era normal y su problema de piel no era debido ni a enfermedad, infestación ni otra causa que el estrés sufrido por Jara, debido a su inestabilidad y persistente nerviosismo, muy común por cierto en los perros de la raza Podenco andaluz. Nada que con tiempo, higiene y estabilidad emocional no se pueda solucionar a medio plazo. Salimos muy contentos de la visita y procedimos a continuar nuestra labor de adaptación tan común en animales rescatados y con tres años de edad y con el cuadro que presentaba la pequeña Jara.

Ha sido un mes de mucho trabajo, pero casi todo ya está superado, su adaptación al hogar, a la familia y a los horarios ha sido muy positiva. Su integración y relación con los miembros de la manada del pipi can al que acudimos diariamente ha sido increíble. Recupera poco a poco su pelo con normalidad. Se ha adaptado a la dieta sin problemas y su tremenda simpatía y ternura a aumentado más si cabe con el paso de los días, te busca para que la acaricies, siempre está a tu lado, no te pierde de vista ni un momento, acude a la llamada cuando escucha su nombre y es obediente y le encanta jugar contigo. Es más de lo que esperaba en un solo mes con ella. Le falta reforzar su confianza y perder algún miedo que aún le queda por ahí, pero estoy seguro de que a base de constancia y demostrarle que es querida y respetada, confirmará su lugar y estará fuera de todo temor entre nosotros. Toda una alegría y satisfacción haber contribuido en la búsqueda de su plenitud y calidad de vida de mi querida princesa, mi «Jarita» que es una perla que el destino ha puesto en mi camino.

Celebro este mes con todo mi cariño hacia ella y con toda la esperanza de luchar por darle el bienestar y la mejor y feliz vida que pueda mientras estemos juntos y el tiempo nos permita.

Gracias a Rescate Animal Granada por haberme permitido adoptar aun ángel maravilloso que es esta dulce y delicada Jara.

Con su hermano Santiago, siempre a su lado
Los tres hermanitos en su sofá
  • Jara
  • Publicado por
Jara ya está en casa

Jara, nuestra «Jarita» ya está en casa desde el martes. Sus hermanitos, Dobby y Santiago, la han acogido como una hermanita más y ella se ha adaptado increíblemente rápido a su hogar definitivo de por vida. Jara es un sol, un angelito que necesita y ofrece todo el amor del mundo. Respetuosa, educada, limpia y silenciosa, lo dicho una maravilla de podenquita que requiere y pide toda nuestra atención. Cuándo me planteé aumentar la manada, estaba mas que seguro de la aceptación de sus hermanitos, pues son nobles y cariñosos por naturaleza y yo me he dedicado a potenciar su socialización con personas y otros canes desde que formaron parte de nuestra vida. Por eso, y sabiendo del carácter de Jara, confiaba plenamente en la aceptación de los tres como compañeros de vida. Yo estoy ahí sorprendiéndome cada día de los tremendos avances que cada día Jara me demuestra. Sé que es feliz, que demuestra su bienestar entre nosotros y que agradece la calidad de vida que le ha ofrecido su familia definitiva, a la cual se ha adaptado tan positivamente. Todo este trabajo se ha de seguir haciendo día a día y continuar la magnífica labor que han hecho en la acogida Rescate Animal Granada, demostrando su profesionalidad, dedicación y gran amor que sienten y demuestran por estos ángeles que rescatan, cuidan y dan en adopción a personas como nosotros que formamos parte de este gran colectivo que amamos, respetamos y protegemos a estos seres que no han tenido un pasado de respeto, amor y prosperidad como se merece cualquier ser vivo. Es por eso que quiero agradecer a Rescate Animal Granada y el colectivo de «Mamis y Papis» adoptivos por la gratificante dedicación y labor que realizamos (pues me incluyo) día a día en defender el respeto, la calidad de vida, la protección y el amor que nuestros compañeros y compañeras de vida se merecen.

¡TODO POR ELLOS!

🙂 Gracias

Equipamiento para Jara

Ya nos ha llegado su camita, su arnés y correa y estamos a la espera de su collar personalizado con nombre y número de teléfono. Como el de Dobby y Santiago pero en color rosa.

La espera empieza a ser tremenda, ya está todo listo para tenerla en casa…

Cozywind Cama para Perros pequeños. Cojín Redondo Suave de Felpa (50, Rosa) anti estrés.

Suredoo Arnés perros pequeños
Arnés anti tirones Reflectante
Cómodo transpirable
Arnés chaleco
(XL, Rosa)

Completamos la manada con Jara

Después de conocer a Jara en Rescate Animal Granada y con la ilusión que nos hace tener una pequeña podenquita en nuestra manada, nos decidimos a adoptarla.

Jara es una Podenca Andaluza pequeña, de unos 7-8 kilos y de tres años de edad. Nos dicen que es muy cariñosa, sin ninguna enfermedad y que está pendiente de esterilización nada mas. La tienen en el refugio y le buscan un hogar donde la quieran y cuiden. Aquí la querremos y cuidaremos toda su vida.

Serán los tres de una edad similar, Dobby cumplirá 4 años en septiembre. Santiago cumplió 3 años en Junio y Jara tiene 3 añitos. Creemos que será, muy buenos hermanitos, pues tanto Dobby como Santiago, son perros nobles y cariñosos y no dudamos que acogerán con mucho cariño a la pequeña Jara.

La ilusión es enorme y con ella completaremos nuestra manada y habremos puesto nuestro grano de arena en esta labor de acoger a animales que no han tenido suerte y han padecido una historia difícil, nada mas reconfortante que esto y recibir el enorme amor que son capaces de compartir y disfrutar con los que los respetan, cuidan y aman, conviviendo cada día y compartiendo su tiempo y vida sin pedir nada a cambio y dando su amor, fidelidad y compañía a aquellos que les han dado la oportunidad de tener una vida digna y feliz.

Se que muchos pensarán que tres perros en casa dan mucho trabajo y suponen unos gastos elevados, pero eso es la opinión de algunos, desconocedores de lo que supone y gratifica compartir tu vida con estos queridos «compañeros de vida» que te aportan más de lo que tu podrás devolverles. En casa tanto podencos como galgos conviven con educación y respeto, tanto a la casa como a los humanos que conviven con ellos, a veces parece que no estén pues hacen su vida sin dar problemas y conservando su hogar como lo haces tú.

Espero que pasen pronto estos días que nos restan para estar juntos y sus hermanitos y yo, la esperamos con todo nuestro cariño y ganas de compartir con ella todo nuestro tiempo. Prepararemos todo lo necesario para ella y deseamos que se adapte tanto a la casa como a nosotros.

¡Te esperamos Jara!

Gracias Rescate Animal Granada

Jara
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad